Escrito por:

¿Es Jesús un superhéroe?

Samuel Lagunas

Crítico seleccionado en el Talent Press del FICG 2018. Finalista en el III Concurso de Crítica Cinematográfica de la Cineteca Nacional. Maestro en Estudios Latinoamericanos. Poeta.

17 abril, 2019
|
Escrito por: Samuel Lagunas
Esa persona que ayuda a otros simplemente porque puede o porque debe hacerse,  porque es lo correcto, es, sin duda, un verdadero superhéroe

– Stan Lee

Las películas de Semana Santa ya las hemos visto muchas veces. Las sabemos de memoria. Así que, en vez de hacer una lista sobre cúales son las mejores o las peores, preferimos intentar algo diferente. Por eso invitamos a Raúl Méndez, antropólogo, teólogo y cinéfilo, a que nos respondiera una pregunta: ¿se puede pensar a Jesús, uno de los personajes más famosos de Occidente, desde las películas de superhéroes? Este texto fue su respuesta.


En esta Semana Santa y Pascua, Jesús acapara el multiscreening. Lo vemos en la pantalla televisiva, dispositivos móviles, ya sea por la programación de televisión abierta o en plataformas satelitales y OTT. Jesús es la súper estrella de estos días de guardar. Por lo tanto, es necesario mirar a Jesús como un personaje de ficción. Y tomando “ficción” de forma seria, no como una ofensa, sino como uno de los tiempos del relato que Paul Ricœur considera como un entretejimiento de historias, narraciones y memorias.

Jesús y su familia en «La última tentación de Cristo» (Martin Scorsese, 1988)

Jesús, un superhéroe

Veamos a Jesús como un superhéroe. Sí, de esos de Marvel o DC. Veámoslo como un personaje que tiene una narrativa épica, una muerte angustiante y una apoteosis imponente y que, como todo buen superhéroe, no tiene una, sino múltiples versiones de su historia: mucha fuentes, tradiciones y universos de sentido.

2018 cerró con un deleite estético-visual y sonoro con la entrega de Spider-man: un nuevo universo que recurre al tema de los portales entre universos, conceptos de teoría de cuerdas, agujeros de gusano y otros elementos de física cuántica para hablarnos de las “realidades alternas”. El recurso ha sido muy usado en el “Arrowverso” de CW-Warner Bros. Flash es quien suele encargarse de conectar a las Tierras del Multiverso que DC ya aludía desde 1953, y que fueron presentadas de forma sintética en la serie de cómics Multiversidad dirigida por Grant Morrison entre 2014 y 2015.

La noción del multiverso implica que existen múltiples realidades de nosotros mismos, pero con diferentes escenarios, tramas y condiciones materiales; sin embargo, hay una esencia que pervive en cada realidad que nos permite reconocerlas y conectarlas. Puntos críticos que nunca cambiarán. En el caso de Spiderman es ver morir a un ser querido y cargar culpa por ello. Todas las versiones tienen sentido porque respetan el punto crítico de reconocimiento de cada personaje.

Como todo superhéroe, Jesucristo tiene varias identidades empezando por sus nombres o títulos: Mesías, Salvador, Jesús, Cristo, Hijo, Pantocrator, etc., y, como ocurre con las tramas de Marvel, DC o Dragón Ball, tiene varias versiones de su historia: Evangelios canónicos, apócrifos, Cristo en dogmas y Confesiones. Rastreando las múltiples versiones de Jesús se despliega ante nosotros su Cristoverso.

 

El Cristoverso

El Cristoverso tiene dos tendencias: una horizontal y otra vertical.

Tendencia horizontal

La tendencia horizontal son las narraciones de Jesús dentro de los relatos cristianos. Los Evangelios Mateo y Lucas son los universos, Tierras o Mundos más conectados, pues presentan prácticamente las mismas historias. Marcos viene siendo esa Tierra-1 de la que surgen los demás relatos. Juan es una empresa muy distinta pues descuadra teológica y narrativamente la biografía de Jesús. Mientras en el segmento sinóptico del Multiverso evangélico (Mateo, Marcos, Lucas) los milagros tienen que ver con confrontaciones con demonios y fariseos, en la versión de Juan son estrictamente siete milagros para confirmar la mesianidad de Jesús.

Pero la tendencia horizontal del Cristoverso incluye también a los Jesús de los evangelios apócrifos, de las leyendas de los primeros siglos, las versiones conciliares o dogmáticas. Jesús como “co-sustancial al Padre”, un “eón”, “humano glorificado”, “un revolucionario», todas forman parte del complejo Cristoverso. Si puede haber un Spider-Ham, desde luego que hay un Cristo-Cordero, Cristo-León, Cristo-Venado y una ingente cantidad de animales que forman parte del bestiario de Cristo. Por supuesto también hay una versión femenina de Cristo presente en las tradiciones orientales u ortodoxas en donde Cristo es la Sofía (sabiduría) de Dios.

Jesús y el Santo luchan contra seres míticos en «Jesucristo, cazador de vampiros» (Lee Demarbre, 2001)
Tendencia vertical

Hablemos ahora de la tendencia vertical del Cristoverso. Aquí encontramos a las Tierras o Dimensiones en donde Jesús tiene más transformaciones y él mismo es parte de transformaciones más complejas entre religiones. Hablamos de los seres mesiánicos o redentores que aparecen en diversas religiones. Es sabido que la figura de Jesús tiene muchos “paralelos” con entidades o seres mitológicos. Veamos algunas características de “Cristos” de diversos universos.

    1. Nacimiento en solsticio: Divinidades nacidas al inicio del invierno: El Sol Invicto de los romanos, la llegada de Huitzilopochtli entre los mexicas. “Winter is coming”, ¿es un anuncio mesiánico?
    2. Nacimiento de una virgen: Horus, Baal, nuevamente Hutzilopochtli, y Krishna el avatar de Vishnú.
    3.  Muerte redentora y resurrección: El ciclo de Osiris o Dionisio.
    4.  Descenso al inframundo: Aquí no solo dioses sino héroes. Destaca el caso de Quetzalcóatl quien desciende al Mictlán o reino de los muertos.
    5.  Maestro de sabiduría: Aquí se encuentra, desde luego, la figura de El Buda.

Todas estas entidades son diferentes versiones de Jesús en el Cristoverso. Por llamarle de algún modo, porque bien pudiera ser el Quetzalcoatlverso. La figura e historia de Jesús es plástica, flexible, y se puede encarnar en dioses, héroes y en cada uno de nosotros.

«Las vacaciones de Jesús y Buda» (Noriko Takao, 2013)

 

¡Sé un héroe!

Una de las lecciones de Spider-Man into the Spider-Verse es que Peter Parker se da cuenta que no es el único Spiderman, que su historia no es especial, que puede ser encarnada por cualquier persona, hombre, mujer, cómic o anime. Y como decía Stan Lee, ¡todos podemos ser superhéroes! Igual todos podemos ser Cristo; de hecho, la palabra “Cristiano”, como originalmente se le denominaba a los seguidores de Jesús, significaba literalmente “tener un Cristo dentro” (Cristianous), y “ser como Cristo” es una de los más caros objetivos de la disciplina de fe.

Ése es el mensaje unificado del Cristoverso: ¡tú puedes ser Cristo! No es necesario que te muerda una araña, o te entierres un clavo, sólo basta con intentar hacer algo bueno por tu prójimo el día de hoy.

¡Sé un héroe!

John Legend interpreta a Jesús en «Jesucristo Superstar. El musical» (David Leveaux, Alex Rudzinski, 2018).

Raúl Méndez mantiene los blogs de Frikiteología y Mis Tiliches Teológicos. En Twitter lo encuentras como @rulwolf.

Escrito por:

¿Es Jesús un superhéroe?

Samuel Lagunas

Crítico seleccionado en el Talent Press del FICG 2018. Finalista en el III Concurso de Crítica Cinematográfica de la Cineteca Nacional. Maestro en Estudios Latinoamericanos. Poeta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *